Fiesta del Carnaval

Carnaval 2010
Carnaval 2010

     En Fornelos se vienen celebrando las fiestas del Carnaval o Entroido desde tiempo inmemorial, si bien existe documentación que lo acredita desde el último tercio del siglo XIX.
     En dicho periodo de tiempo esta celebración ha pasado por distintas fases, siguiendo la evolución de la sociedad y de sus costumbres. Como fiesta que daba paso a la entrada de la Cuaresma y sus privaciones, cuanto mayor era la penitencia que se avecina-ba, tanto mayor sería el disfrute de los placeres terrenales.
     En el barrio se recuerda como hace más de medio siglo, los niños corrían al anochecer por carreteras y caminos portando en parejas palos en los que sujetaban albardas viejas y colchones a los que previamente habían prendido fuego.
     Otra muestra representativa del pasado era la celebración alrededor de la mesa, donde el manjar más preciado era el cocido gallego, para estar preparados a hacer frente al ayuno y penitencia que se avecinaba.

     Como fiesta profana que es, la gaita primero, la charanga después, la banda de música más tarde y finalmente la orquesta han animado las fiestas del barrio.
     Esta fiesta ha tenido dos momentos cumbre, coincidiendo con las décadas de los años 20, 30 y 60 del pasado siglo, y una interrupción de unos diez años durante la Guerra Civil.
     A partir de 1950, el domingo de Carnaval por la mañana, se empezó a realizar en la Plaza del Rosal una presentación de las orquestas que iban a actuar, por la tarde durante tres días, en las plazas de Fornelos, Novás y Pancenteno. En esa concentración desfilaban carrozas y disfraces de cada uno de los barrios.
     Con el paso del tiempo desapareció el concurso de orquestas, pero sin embargo la afluencia de visitantes fue en aumento y también el de carrozas y disfraces como consecuencia de los buenos premios, ofrecidas a las mejores, por parte del Ayuntamiento.
     Hoy los desfiles de carrozas y disfrace que se celebran todos los años en la plaza del Rosal, son conocidos y reconocidos en toda la comarca.

 

Grupo de gaitas de Fornelos  en la cumbre del Monte de Santa Tecla